santuario-balma-infosvalencia

Santuario de la Mare de déu de la Balma

La Valencia misteriosa

Uno de los lugares más sorprendentes, enigmáticos e interesantes de toda la Comunitat Valenciana. 

Ubicado cerca de Morella, rodeado de un paisaje de inmensa belleza, se encuentra el Santuario de la Mare de Déu de la Balma.

Famoso lugar de culto y de peregrinaje durante siglos desde lugares lejanos por realizar en su interior rituales de expulsión de demonios.

El Santuario tiene una larga historia, fue un enclave de culto en tiempos prerromanos, posiblemente fue un lugar de ofrendas a dioses paganos.

Incluso antes de la visión del pastor se tienen noticias de Ritos de Exorcismos y visiones demoníacas en las cuevas de la zona. 

El origen del culto a la Virgen se inicia en 1308, cuando un pastor de los alrrededores de Zorita tiene la visión de la virgen en el barranco. 

Según cuenta la tradición un pastor manco, fue deslumbrado por un resplandor que provenía de la Madre de Dios, la cual le indicó su voluntad de construir una ermita en la Balma, así lo hizo el pastor y dejó de ser manco.

Muy pronto se convirtió en un lugar de peregrinaje de toda la comarca.

El Santuario de la Balma obtuvo mucha fama por ser lugar de sanación de lo que antiguamente se denominaban personas endemoniadas y hasta él llegaron gentes de todos los lugares para curarse de extraños males.

Una vez al año, miles de personas se acercaban a este misterioso lugar para exorcizar a los poseídos o sanar a los enfermos.

Llegaban en carros atados de pies y manos, llevados por sus familiares, a pie, descalzos, cada uno como buenamente podía.

Primero celebraban los sacerdotes las ceremonias, luego fueron apoderándose las brujas y hechiceras del lugar con sus pócimas, plegarias o cantos. 

El Santuario de la Balma está formado por un conjunto de edificios con iglesia y hospedería. 

La ermita es una gran cueva alargada, donde encontramos la imagen de la Virgen de La Balma, rodeada siempre de cientos de cirios y protegida por varias rejas.

Colgado de las paredes se aprecian miles de exvotos que impresionan por su variedad: trajes de novia, de militares, fotografías, sombreros, papeles amarillentos con escritos agradeciendo a la Virgen de la Balma su intercesión. 

La entrada al Santuario de la Mare de Déu de la Balma es gratuita, dentro de los horarios de visita establecidos según temporada.

La hospedería, hoy en día está rehabilitada y convertida en un restaurante con cafetería y con alojamiento, ubicados al abrigo en la misma roca.

Un comentario en «Santuario de la Balma Castellón»

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.